Páginas vistas en total

LEON NO ES FEROZ

Entra a mi barco, que cojo el timón y zarpamos

martes, 4 de mayo de 2010

Gacela teme a León



Una de mis guaridas.

Dicen que para enfrentarse al miedo hay dos posibilidades. Luchar o huir. Y alguna más, como refugiarse en alguna parte.

He leído hace poco que le es más útil a la gacela correr velozmente para huir del león que al león para comerse a la gacela. Porque el león, aún cuando la gacela huya,puede reproducirse,mientras que la gacela,si no se salva,no garantiza su descendencia.

A veces, el miedo me paraliza. Y huyo de diferentes maneras,todo por no enfrentarme al león que tengo delante. Feroz. A punto de devorarme. Hay días que tiraría la toalla fácilmente. Todo es dejarse llevar,como frágil rama en mitad de una tempestad. Otros días me siento gacela haciendóle frente al león. León,que no es sino la vida en ciertos momentos.

Pero están los que me rodean. Siento su energía, su alegría, su apoyo...pienso también en los que me precedieron, su lucha,su sangre, todo el amor que me dieron. Pienso en el presente, las miradas cómplices, las sonrisas cercanas. Esá la primavera llamándome en cada rincón. Y cada día un cielo diferente. Y la lluvia en la cara. No debo tener miedo. León no es feroz. Y están los que me rodean.